Adopción transnacional: robo de criaturas, familias homoparentales y neoliberalismo

Adopción transnacional: robo de criaturas, familias homoparentales y neoliberalismo
fronteras Norte-Sur
Laura Briggs
PDF

Desde 1987 y durante casi diez años, circularon en América Latina diversas historias sobre el secuestro y asesinato de niñas y niños con el fin de extraer sus órganos. Se decía que a las criaturas se las robaban en la Ciudad de México —o en pequeños poblados de las regiones montañosas de Perú o en barriadas pobres de Brasil—. Se afirmaba que eran sustraídas en autos Volkswagen —o en pequeñas furgonetas—, y que los robos eran cometidos por ciudadanos de Estados Unidos —o por turistas japoneses o bandas criminales—. Se contaba que niñas y niños eran trasladados a Ciudad Juárez —o a Tijuana o a California—, donde se les extirpaban los riñones, el corazón, los pulmones o las córneas. También corría la versión de que empobrecidos padres de familia entregaban a sus criaturas para que fueran adoptadas en otros países, deseando para ellas una vida mejor en Estados Unidos o en Europa, pero que había intermediarios sin escrúpulos que las vendían para que se les extrajeran los órganos.